Favoritos (0) 0 Favoritos

¡Tu lista de favoritos está vacía!

¡Gracias! Tus lista de la compra se han movido a la tienda.

CENTRO DE CALIFICACIONES
© Shutterstock

Pizza margarita con champiñones

Recetas

Aunque esta receta de pizza de champiñones es una de nuestras favoritas, puedes cambiar cualquiera de los ingredientes por los que a ti más te gusten. Y lo mejor: ¡lo único que necesitas para hacer esta pizza es una sartén antiadherente iCook!

Artículos iCook utilizados:

  1. Cuenco para Mezclar de 1 litro

  2. Cuenco para Mezclar de 3 litros

  3. Tabla de Cortar de Madera

  4. Conjunto de 5 cuchillos

  5. Sartén Antiadherente con Tapa, 28 cm

Ingredientes

  1. 1 cucharadita de levadura seca

  2. 250 g de harina común

  3. ½ cucharadita de azúcar en polvo

  4. ½ cucharadita de sal marina fina

  5. 1 cucharada de aceite de oliva

  6. 180 ml de agua tibia

  7. 150 g de queso rallado

  8. 150 g de mozzarella fresca, cortada a trozos

  9. 150 g de puré de tomate

  10. 150 g de champiñones, cortados finos

  11. 250 g de tomates cherry, cortados a cuartos

  12. 2 ramilletes de albahaca fresca, cortada

  13. 5-10 ml de aceite de oliva

  14. Sal y pimienta al gusto

  15. Vinagre balsámico espeso, al gusto

Preparación:

  1. Mezcla la levadura, el azúcar, el aceite y el agua en el cuenco de mezclar pequeño. Deja reposar en un lugar cálido durante unos dos minutos.

  2. Tamiza la harina y la sal en el cuenco para mezclar grande y haz un hueco en el centro. Añade la mezcla de levadura y luego remueve hasta formar una masa. Pon la tapa correspondiente de la sartén y déjalo reposar en un lugar cálido durante 30 a 45 minutos o hasta que la masa haya duplicado su tamaño.

  3. Ahora, coloca la masa sobre una superficie enharinada. Amasa para expulsar el aire y luego extiéndela.

  4. Unta la sartén antiadherente con aceite de oliva. Si usas la Sartén Antiadherente iCook, no te hará falta aceite. Coloca la masa extendida sobre la superficie de la sartén y corta lo que sobresalga de la masa con una espátula de silicona.

  5. Cocina la masa a fuego medio durante cinco minutos, hasta que la parte de abajo empiece a estar dorada. Gírala y cocínala cinco minutos más, hasta que esté bien hecha.

  6. Extiende el puré de tomate por toda la pizza y, a continuación, el queso rallado y los champiñones. Espolvorea con sal y pimienta, pon la tapa de la sartén y cocínala unos 3-4 minutos más, hasta que el queso se haya derretido.

  7. Saca la pizza con una espátula de silicona o de madera y ponla en la tabla de cortar. Coloca los trozos de mozzarella, los tomates y la albahaca. Echa un chorrito de vinagre balsámico.

Consejos:

Haz el doble de la masa de pizza para poder guardar la mitad de la masa y tenerla preparada para otra vez. Envuélvela en film transparente y guárdala en el congelador hasta que quieras usarla. Si no tienes mucho tiempo, puedes sustituir la masa fresca por masa de pizza comprada. Si no te acabas la pizza, puedes volver a calentarla fácilmente en la sartén a fuego medio. Si prefieres que la masa de pizza sea crujiente, puedes hacerla en el horno a 200°C. Si usas la Sartén Antiadherente iCook, ¡no hace falta que la pongas en una fuente de hornear aparte!

Utilizamos cookies para mejorar su experiencia en nuestro sitio web. Las cookies son archivos que se almacenan en su navegador y son usadas por la mayoría de sitios web para personalizar su experiencia de navegación.

Si continúa utilizando nuestro sitio web sin modificar su configuración, asumiremos que acepta nuestras cookies.

Entiendo